hiit, deporte, salud, néctar

Si estás buscando resultados inmediatos para tu cuerpo y no has escuchado del H.I.I.T. del siglo, este ejercicio seguro que es para ti. Empecemos por las siglas. H.I.I.T. es un método conocido como High Intensity Interval Training o Entrenamiento Interválico de Alta Intensidad.

Pero, ¿qué es?
Es una técnica de entrenamiento en la que das todo. Vuestro cien por ciento de esfuerzo, a través de ráfagas rápidas y potentes de ejercicio, seguido de períodos de recuperación cortos.
En este tipo de entrenamiento mantienes un ritmo cardíaco intenso y quemas más grasa en menos tiempo. Esta metodología consume calorías cuando estás en reposo, algo que no ocurre con otros ejercicios convencionales.

Parece una locura
Lo que es verdaderamente impactante son los resultados que puedes conseguir en poco tiempo.
Según un estudio de la Universidad de Laval en Quebec, gracias a esta metodología puedes quemar hasta nueve veces más calorías con 4 minutos de H.I.I.T. que con 45 minutos en el gimnasio u otras actividades tradicionales.
La técnica estaba pensada para llevar rutinas de 7 a 10 minutos por sesión.

¡Resultados rápidos!
H.I.I.T. no está pensado para que lo hagáis todos los días. Si lleváis este nivel de intensidad siete días a la semana (o incluso cinco o seis días), lo estarás haciendo mal.
Todos queremos la forma más rápida y eficiente de ponernos en forma para poder hacer otras cosas durante el día.
Es cierto que, cuando se hace correctamente (a la par con un plan de nutrición sólido), puedes quemar la grasa del vientre, aumentar el tamaño y la fuerza de tus fibras musculares de contracción rápida y, además, es perfecta para mejorar la salud del corazón. Pero hacerlo de forma constante puede tener efectos negativos para tu cuerpo.

¿Qué le puede pasar a mi cuerpo si lo hago todos los días?
Ya que preguntas, te lo contamos. Lo primero que puede suceder son lesiones. Tienes que dejar que tus músculos reposen lo suficiente, darle dos o por lo menos un día de descanso después de un entrenamiento tan intenso.
También empezarás a sentirte fatigado, tanto en casa como en la escuela u oficina. Tu cerebro notará la fatiga corporal y empezarás a notar efectos negativos.
Así que con dos a tres días a la semana será una cantidad sólida de H.I.I.T. con reposo de 24 horas.
Lo importante no son los resultados físicos, sino el bienestar de tu cuerpo y de tu salud. Práctica H.I.I.T de forma moderada pero cumpliendo con su siglas.